septiembre 8, 2022

P&R: Steve Jones

El guitarrista de Sex Pistols habla sobre los lejanos ires y venires de la banda, Never Mind the Bollocks, su podcast, la astrología y Danny Boyle, quien dirigió la serie Pistol

Por  RICARDO DURÁN

Cortesía Universal Music (Archivo EMI)

Hace 45 años los Sex Pistols pusieron de cabeza al mundo del rock & roll con su primer y último álbum de estudio. Uno de los cerebros que concibió este sismo fue Steve Jones, un tipo que habla sin morderse la lengua, capaz de reconocer que –como todos– él también necesita ganar dinero, y que no conocía el significado de la palabra ‘anarquía’ cuando grabaron ‘Anarchy in the U.K.’.

El guitarrista fue protagonista y testigo del momento histórico en el que el punk desafió a las instituciones británicas al burlarse de la Reina Isabel con ‘God Save the Queen’. Aquel ha sido uno de los grandes puntos de quiebre en la historia de la música popular como reflejo de la rebeldía juvenil.

Han pasado ya muchísimos años, sin embargo, Jones ha logrado mantenerse activo gracias a su historia y su carisma, sin grabar mucha música, ayudándonos a recordar siempre que en 1977, en una Inglaterra azotada y empobrecida por las crisis del petróleo, estos cuatro tipos –y su manager– decidieron derribar unas cuantas barreras.

¿Qué sentiste la primera vez que escuchaste Never Mind the Bollocks?

Creo que es un gran álbum, es importante. Cuando lo grabamos, estábamos haciendo una pista a la vez, y me encantó ese proceso de grabación con Chris Thomas y Bill Price. Esa fue mi época favorita y los mejores recuerdos con los Sex Pistols. Aprendí mucho de eso, y no estábamos jodidos cuando lo grabamos; estábamos muy concentrados en hacerlo bien. Mucha gente probablemente piensa que solo nos drogábamos toda la noche y jodíamos, pero ese no era el caso. Invertimos mucho tiempo, y estuvo muy bien. De vez en cuando lo escucho y estoy orgulloso de él, creo que es un gran álbum.

¿Cómo te sentiste cuando la banda se separó?

En realidad, quería dejar la banda cuando terminamos en San Francisco. Ya había sido suficiente para mí. Solo había una energía oscura y era difícil manejarla siendo tan jóvenes. En retrospectiva, tal vez, deberíamos haber vuelto a Inglaterra y reorganizarnos. Estaba harto de ello. Creo que fue demasiado pronto. Creo que hubo demasiadas cosas pasando muy rápido. No lo sé…

¿Sientes que no estabas listo para afrontar ese tipo de éxito?

No sé si fue por el hecho de lidiar con el éxito; creo que, como banda, todos nos fastidiamos los unos a los otros. Nos hartamos los unos de los otros. Ya sabes, Sid era un puto desastre; yo decía, “¿De dónde va a salir la música? Tenemos a este tipo que solo quiere drogarse, y el ego de Johnny está fuera de control”. Estábamos en un país que no conocíamos, era muy raro, y no me gustaba el camino que íbamos tomando.

¿Qué recuerdos tienes de las giras que hicieron cuando se reencontraron en 1996?

Lo disfruté, es decir, fueron muchos shows. Fueron como 100 shows. Y cuando tuvimos un descanso empecé una banda llamada Neurotic Outsiders [junto a Duff McKagan y Matt Sorum, de Guns N’ Roses, y John Taylor, de Duran Duran], e hice un montón de presentaciones con ellos cuando debería haber estado descansando. Fue mucho trabajo. Disfruté cuando tocamos en Finsbury Park, fue como la primera vez que estuvimos en Londres, fue muy emotivo. Fue una sensación agradable, lo disfruté mucho. Tuvimos un montón de conciertos increíbles, pero luego, a medida que pasaba el tiempo, las cosas empezaron a dañarse otra vez y al final de la gira me sentí muy aliviado de que hubiera terminado.

Virgin fue clave para el éxito de los Sex Pistols y el álbum, ¿qué opinas de Richard Branson?

Creo que es genial, es un innovador, siempre está buscando hacer cosas más grandes y mejores. Yo no me subiría a su cohete, eso es seguro, no tengo ningún deseo de hacerlo [Risas]. Pero, cuando piensas en las bandas que firmó Virgin Records, como Mike Oldfield con Tubular Bells y todas esas cosas, no estaban buscando canciones pop. Él era como un viejo hippie al que le gustaba lo progresivo y todas esas cosas, pero vio una oportunidad. Nos echaron de dos grandes sellos y nadie quería tocarnos. Pero él tuvo la perspicacia de saber que había algo en nosotros. Fue inteligente al no correr en la dirección opuesta. Realmente es un tipo inteligente, eso es lo que diferencia de otras personas.

Hablemos de Danny Boyle, quien dirigió la serie Pistol. ¿Qué sentiste cuando viste por primera vez Trainspotting?

 Me encantó, me pareció una gran película. También me gustó mucho Shallow Grave, pienso que es una gran, gran película. Y no podía creer que quisiera hacer esta serie. Fue increíble. Puedo estar equivocado, pero creo que aprovechó la oportunidad de este proyecto porque tenía nuestra edad, y el punk significaba mucho para él.

Creo que hizo un gran trabajo con la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos de Londres, obviamente tiene mucho talento.


“Sid era un puto desastre; yo decía, ‘¿De dónde va a salir la música? Tenemos a este tipo que solo quiere drogarse, y el ego de Johnny está fuera de control’”


Cuando viste por primera vez Trainspotting, ¿sentiste algún tipo de conexión? ¿Te sentiste identificado con los tiempos que estabas viviendo durante la época de los Sex Pistols?

Sí. Quiero decir, la vi como una película de moda en la que se usaba una nueva forma de filmar, ya sabes, todo el consumo de drogas y eso. Fue genial en ese momento, es una película emocionante y definitivamente retrata a Inglaterra como un lugar sombrío, como lo hace en Pistol, como era a mediados de los 70, era muy lúgubre.

En Jonesy’s Jukebox has tenido a gente como Ozzy Osbourne, Dave Grohl, Taylor Hawkins, Gary Oldman, Brian Wilson, Pete Townsend, Iggy Pop, Robert Plant, y Courtney Love, y muchos otros; háblanos de eso, por favor.

Sí,Jonesy’s Jukebox empezó hace años en la radio y luego estuve en varias emisoras. Ahora estoy haciendo podcasts, como todo el mundo. No está a todo vapor ahora mismo, poco a poco lo voy haciendo. Estoy tratando de conseguir a un invitado por semana. Por ahora estamos programando un montón de cosas del archivo. Lo disfruto. También me gustaría poner música, pero, por desgracia, cuesta mucho dinero poner música en el podcast, es una lástima. Ya veremos cómo resulta.

Te he oído hablar de que eres Virgo, ¿hasta qué punto crees en la astrología?

Creo que hay verdad en todas esas cosas. Hay más cosas de las que tú y yo podemos ver, y sí creo que los virgo actuamos de cierta manera, lo sé. Conozco a algunas personas tauro, y son obstinadas. Es curioso el hecho de que nazcas en un mes determinado y actúes de cierta forma. Hay algo de verdad en todo eso.

¿Y cómo crees que los planetas y las estrellas pueden afectar tu forma de comportarte o las cosas que ocurren en tu vida?

Es como cuando hay luna llena y actúas de forma extraña, ya sabes, en algunas lunas llenas no puedo dormir. Pero otras son buenas y me siento bien. Es toda esa atracción magnética, no sé. Me interesa todo eso. Pero, si empiezas a hablarlo con mucha gente, pensarán que estás loco. Además, siempre estoy abierto a la idea de los extraterrestres. Definitivamente hay diferentes formas de vida. Tiene que ser, no podemos ser los únicos idiotas aquí.

Steve, para terminar, mucha gente criticó a los Sex Pistols cuando salieron esas tarjetas de crédito hace unos años, ¿cómo te sentiste al respecto?

Realmente me importa una mierda, para mí es: “Lo quieres o no lo quieres”. Creo que debemos ganar dinero. Es como si a la gente le molestara cuando ganamos dinero, como si nos vendiéramos o algo así. ¿Qué carajos? ¿Quieres que viva en una carpa por ahí? Es un negocio, ¿sabes?

Estoy a favor de hacer dinero. Me gusta hacer música, y creo que hicimos un gran trabajo, hicimos que la música tomara una dirección diferente. Fuimos importantes durante ese corto período de tiempo.

Algunas personas también pensaron que nos estábamos vendiendo porque volvimos a juntarnos en el 96. No puedes complacer a todo el mundo. La gente se queja de que la serie esté en Disney, yo me alegro de que Disney pusiera el dinero para que se hiciera. Nadie más se acercó, y creo que Danny Boyle se salió con la suya en gran parte, no se trata de una versión aguada de la historia. No me importa quién hace qué, siempre y cuando hagamos las cosas.

Y en cuanto a las tarjetas de crédito, que digan lo que quieran, ¿sabes? Lo que sea.

Trending