febrero 17, 2022

«Nos queremos vivos»: periodistas mexicanos 

Cinco personas del gremio periodístico han sido asesinados en el país en lo que va del 2022

Por  PABLO MONROY

AFP

Periodistas mexicanos que se encargan de reportar desde el Senado de la República y la Cámara de Diputados protestaron esta semana en contra de la violencia a personas del gremio que se vive en el país. Cinco comunicadores han sido asesinados en el país solo en lo que va de este año. 

Después de que en enero varias personas marcharon en protesta por el asesinato de tres personas solamente en dos semanas (el caso de Lourdes Maldonado, Alfonso Margarito Martínez Esquivel y José Luis Gamboa), se registraron dos asesinatos más: Heber López Vásquez y Roberto Toledo. 

«Nos queremos vivos», gritaban los reporteros y camarógrafos hacia diputados y senadores desde el Pleno de la Cámara de Diputados. Además, los periodistas abandonaron una conferencia de prensa que convocó MORENA, partido de Andrés Manuel López Obrador. 

Los periodistas del Senado se unen a una ola de protestas que han estado sucediendo en la Ciudad de México y más de 15 otras ciudades del país. En la Secretaría de Gobernación, varias personas se congregaron a exigir una mayor seguridad y menos impunidad. Se colocaron distintas pancartas que leían frases como «Nos están matando». #NoSeMataLaVerdad fue un hashtag utilizado para protestar ante la violencia hacia esta profesión. 

“Estamos hartos de tanta impunidad y de lo tremendamente fácil que es matar a un periodista en México”, dijeron los periodistas en un comunicado. “Es urgente que cese la violencia hacia la prensa, misma que el presidente López Obrador y otros gobernantes en el país promueven”. 

También invitaron a la población mexicana a unirse a la movilización en apoyo a los periodistas: «…pues cada vez que una trabajadora o un trabajador de los medios de comunicación es atacado o asesinado, se vulnera también su derecho a la información y a la libertad de expresión”. 

La organización Reporteros Sin Fronteras reportó que México sigue siendo uno de los países más peligrosos para ejercer el periodismo. La UNESCO posicionó al país en la segunda posición de los países más mortales para los periodistas, después de Siria. La organización Artículo 19 situó a México en la posición 143 en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2021. “Cuando los periodistas investigan temas molestos para el gobierno o relacionados con el crimen organizado -especialmente a nivel local-, sufren amenazas e intimidaciones, y pueden ser asesinados a sangre fría”, dice la organización. 

Según Artículo 19, las demoras para que la protección a un periodista se haga efectiva son de tres o cuatro meses. El sistema está rebasado y la falta de recursos es evidente. Solo en lo que va del mandato de López Obrador, se han asesinado a 28 periodistas. Alrededor de 700 periodistas se encuentran actualmente bajo la protección del gobierno, sin embargo, el problema es que muchas veces los agresores vienen del propio gobierno. En 2020, de 692 agresores que fueron documentados, 343 eran funcionarios públicos, 188 eran presidentes municipales, regidores, diputados o personal de comunicación social. 144 eran policías y 11 eran militares. 

La Coordinadora de Prevención de Artículo 19, Itzia Miravete, dice lo siguiente a El País: “Lo que se precisa es que se investigue y se detenga a los agresores, porque de lo contrario lo único que se consigue es que se desplace a los periodistas y se silencie su trabajo, que es lo que persiguen los criminales”. 

Trending