Diapositiva anterior
Diapositiva siguiente
Diapositiva anterior
Diapositiva siguiente

Morad ingresa voluntariamente a prisión

El rapero se habría presentado este lunes a la cárcel Brians 2 de Sant Esteve Sesrovires para cumplir una pena de seis meses por delitos contra la seguridad vial.

Por  MELISA PARADA BORDA

abril 9, 2024

Morad.

Europa Press

Semanas después de aceptar una condena (luego suspendida) de dos años por los delitos de incitación a desórdenes públicos y atentado, Morad ha ingresado a prisión para cumplir una pena de seis meses, esta vez por conducción temeraria.

Según la agencia de noticias EFE, este lunes el rapero se presentó voluntariamente en la cárcel Brians 2 de Sant Esteve Sesrovires, en Barcelona, luego de ser enjuiciado por saltarse un control de tráfico y conducir sin carnet en 2022. A pesar de que la defensa del cantante solicitó la suspensión de la pena, la Audiencia de Barcelona rechazó la petición. Hasta el momento, ningún representante de Morad se ha pronunciado al respecto.

Esta no es la primera vez que Morad presenta problemas con la justicia pues en agosto de 2021 tuvo un altercado con agentes de la Guardia Urbana en L’Hospitalet de Llobregat. Por aquel entonces, el artista se encontraba grabando un videoclip con un dron, más no contaba con permiso para hacerlo.

Los policías acudieron al lugar tras recibir quejas por parte de los vecinos, pero fueron recibidos con gritos, huevos y piedras. De acuerdo con el escrito del fiscal que llevó el caso, fue el rapero quien incitó a las personas presentes a atacar a los oficiales. “Si seguís apareciendo en la plaza, esto acabará mal”, habría dicho el intérprete de ‘Pelele’.

Por este altercado, la Fiscalía estaba pidiendo una pena de siete años en prisión, la cual fue rebajada luego de que ambas partes llegaran a un acuerdo. Para ello, el músico aceptó seis meses de cárcel por incitación a desórdenes públicos más un año y medio por atentado con uso de instrumento peligroso.

La condena fue suspendida por carecer de antecedentes relacionados con estos delitos, pero el artista tuvo que aceptar la condición de no volver a cometer ninguna falta a la ley por 24 meses. A Morad también se le concedió una atenuante de reparación del daño pues ya había pagado más de 2,400 euros en concepto de responsabilidad civil.