mayo 10, 2022

Gustavo Santaolalla: «‘Rompan todo’ me dejó una increíble colección de memes»

El productor y líder de Bajofondo habla de su colaboración con Ysy A, elogia a Wos, explica qué lo fascina del trap y repasa el documental que produjo sobre la historia del rock en español

Por  HUMPHREY INZILLO

Gustavo Santaolalla, entre la música de raíz y un sonido actual y de vanguardia.

Ale Burset (Gentileza Gustavo Santaolalla).

Cuando terminamos ‘Sonido Nativo del Río’ nos miramos y tuvimos la misma sensación que cuando grabamos, en 2008, ‘El Mareo’, con Cerati. Dijimos: ‘¡Guarda, loco! ¡Acá hay algo muy fuerte!’”, dice, exultante, Gustavo Santaolalla desde su casa de Echo Park, en Los Ángeles. El líder de Bajofondo está fascinado con la flamante colaboración del grupo con Ysy A: “Yo le tenía puesto el ojo por su tema ‘Traigo tangos’, pero fue él el que se acercó a mí. Lo que más me atraía era ese interés en el tema de la identidad. De esta generación, socialmente, me fascina que unos pibes que el sistema -la industria de la música- no tenía ni idea de quiénes eran ya te están llenando el Luna Park”.

¿Por qué decidieron incursionar en el universo del trap?
Si bien hemos desarrollado un lenguaje bajofondero, y pudimos hacer un álbum como Aura, donde improvisamos muchísimo, siempre tratamos de tomar riesgos, de inventar fusiones con otros ritmos.
“Trap y tango, viola al mango, bandoneón y distorsión”. En nueve palabras resumís no solo el espíritu de la canción, sino un concepto que se mantiene desde los inicios de tu carrera…
Es, también, un diálogo generacional. Fueron varios meses de laburo para lograr el sonido.
En el clip tenés una imagen muy potente. ¿Te picó el bichito de la actuación?
El canto y la actuación se relacionan mucho. El factor común es la interpretación. Para grabar mi parte, pensé en el tono de los payadores e hice 65 tomas hasta lograr algo con validez y credibilidad. Me lo tomé en serio porque sabía que si no iban a salir los memes: “Yo le enseñé a rapear a Ysy A” (risas).


Hace unas semanas, en el Vive Latino, en México, te cruzaste en los camarines a Wos, y lo elogiaste…
Es un valorazo. Desde hace tiempo soy fan de su trabajo. Igual que Evlay, su productor. Mi tema favorito es “Culpa”, donde canta Ricardo [Mollo] , que tiene una cosa chacareroide. Es un tipo que tiene muy fuerte el tema de la identidad. Me encanta. Es otro de los grandes.
¿Qué te pareció El Madrileño, de C. Tangana?
Él me estuvo buscando para que colaborara en ese disco. No nos pudimos conectar. Pero siempre está en el aire la idea de hacer algo juntos. Espero que se dé pronto, porque esa movida, la de él y Rosalía, me encanta. Es un momento muy interesante por lo que está pasando en la música hispana. En su Tiny Desk colaboró con Antonio Carmona, que es un hermano. Nosotros hicimos un par de álbumes [Vengo venenoso, 2006; De noche, 2011] que pasaron medio de largo, pero a los que ellos, Tangana y Rosalía, les prestaron mucha atención. Salieron medio fuera de momento, pero como decía mi viejo, “el tiempo ecualiza todo”.
“Cuando pase el temblor” fue uno de los momentos más emotivos de los shows de Soda Stereo. ¿Cómo viviste esa experiencia?
Cuando hacíamos la fusión con el folclore en Arco Iris, tuvimos mucha resistencia del establishment rockero. Que una banda moderna fuera a filmar un clip con sikuris en el pucará de Tilcara, donde nosotros habíamos grabado De Ushuaia a La Quiaca, lo viví como una gran reivindicación. Así que hacer ese tema en el show fue bastante lógico. La respuesta de la gente en todos los lugares fue alucinante, y yo siento a esa canción como si fuera mía. Con todo respeto, yo la canto así.
¿Tenés cifra de visualizaciones de Rompan todo? ¿Qué balance hacés de la serie?
En el New York Times y en The Guardian le hicieron reseñas extraordinarias. Lo ponen entre los mejores documentales de rock. Estuvo número uno en el ranking de Argentina y en México, y llegó a estar en el número 15 en el chart global de Netflix. Pensábamos que íbamos a hacer más cosas con otros géneros, pero no se dio. De todos modos, para mí fue importantísimo hacerla. De los casi cien artistas que se entrevistaron, yo trabajé nada más que con trece. Te lo aclaro porque decían que la idea era “promocionar los grupos de Santaolalla”. Las redes sociales son tierra de nadie, un campo para el odio. También me quedó una increíble colección de memes (risas).

Mirá el video de «La hermandad», de León Gieco feat. Gustavo Santaolalla.


La última colaboración que hicieron con León Gieco se llama “La amistad”, pero podría ser “La hermandad”…
Totalmente. Somos como hermanos. Y referentes. Cuando tengo que tomar una decisión o hablar sobre un tema, pienso “¿qué haría León?”. Es un lujo sentir que soy amigo, es una protección increíble tener ese cariño de una persona como él.

Trending