Nacho Cano es detenido por presuntas irregularidades en el musical Malinche

Presuntamente, Cano cometió irregularidades en el proceso de contratación de inmigrantes mexicanos, después de dar su declaración frente a las autoridades, fue puesto en libertad con medidas cautelares.

Por  MELISA PARADA BORDA

julio 11, 2024

Nacho Cano.

José Méndez / EFE

Este martes, el músico y productor Nacho Cano fue detenido en Madrid por, presuntamente, haber cometido irregularidades en el proceso de contratación de inmigrantes mexicanos para su musical Malinche. La mujer encargada de la selección de los bailarines que participan en la obra también fue detenida.

De acuerdo con La Cadena Ser, la Policía Nacional habría recibido varias denuncias en las que se acusaba al ex integrante de Mecano de cometer un delito contra los derechos de la población inmigrante y los derechos de los trabajadores. Tras haber dado su declaración frente a las autoridades, fue puesto en libertad con medidas cautelares en tanto espera a la citación de un juez.

Pocas horas después de conocerse la noticia, Cano ofreció sus primeras declaraciones oficiales sobre la detención y las faltas de las que se le acusa. El músico aseguró a El Mundo que ni su equipo ni él ha explotado a nadie en el desarrollo del musical, pues contaban con 17 becarios cuya vinculación fue producto de una alianza con la Casa de México.

“A los becarios se les pone vivienda, se les paga 500 euros como beca de apoyo y se les da comida”, explicó antes de advertir que su “proximidad con Isabel Díaz Ayuso es la clave de todo” y que la Policía forzó la detención. “No soy ningún criminal, ellos sí son unos criminales”, afirmó.

Te puede interesar: Pedro Sánchez continuará en la presidencia de España

El músico continuó señalando que la situación fue planeada para “desviar la atención” de la investigación que recae sobre Begoña Gómez, esposa del presidente del Gobierno. “Soy el único artista que se ha opuesto a la izquierda radical. He dicho que no soy comunista radical y que no me da la gana serlo”, sostuvo al mismo medio.

Cano añadió que una de las denuncias fue presentada en enero por una becaria que fue desvinculada del proyecto por problemas de convivencia. Semanas más tarde, relató el cantante, 12 policías se habrían presentado en la escuela para llevarse a los becarios a la comisaría, donde les habrían quitado sus móviles y les habrían preguntado sobre posibles casos de acoso sexual.

Sin embargo, según informaron fuentes policiales a RTVE, a los jóvenes se les habría convencido de hacerse pasar por turistas en España, a donde llegarían para pedir el permiso de estudios. Tal petición les fue denegada en mayo pasado por “no tener la formación adecuada”, pero al no tener conocimiento de la novedad, continuaron trabajando en la producción donde trabajaban 10 horas diarias y cobraban €500 al mes.

El caso de Malinche ha impulsado a la Policía a expandir su investigación más allá del musical en mención, puesto que pretende corroborar si la misma situación se ha presentado en otros espectáculos del músico. De ser hallado culpable del cargo de favorecimiento de inmigración ilegal, podría enfrentarse a una pena de dos a cinco años en la cárcel; si es encontrado responsable de violar los derechos de los trabajadores, la condena podría oscilar entre los seis meses y seis años.

La polémica rueda de prensa y la respuesta de la Policía

Luego de sus primeras declaraciones a El Mundo, Cano ofreció una rueda de prensa a la que asistió acompañado de sus bailarines y en la que recalcó que no ha cometido ninguna falta en el desarrollo de su musical. Allí volvió a asegurar que está siendo víctima de un complot por su relación de amistad con Ayuso y por “no ser de izquierdas ni comunista”, pero lo que más revuelo ha causado es su afirmación de que las acciones de la Policía corresponden a una “maniobra orquestada”. “Si me encuentran muerto en una cuneta, ya sabéis quién ha sido”, aseveró.

La respuesta del Sindicato Unificado de Policía (SUP) no se hizo esperar y, además de llamar “inaceptables” los comentarios de Cano, advirtió que de no retractarse, presentaría una querella en su contra por calumnia. “El señor Cano, como investigado, tiene derecho a mentir, tiene derecho a no decir verdad, tiene derecho a no confesarse culpable”, dice en un comunicado. “Pero no tiene ningún derecho de calumniar tan gravemente a la Policía Nacional que está cumpliendo su deber de perseguir los presuntos delitos que se hayan cometido”. Este jueves, el cantante aclaró que sus declaraciones no hacían referencia a todo el cuerpo policial, sino a quienes estuvieron detrás de su detención.

Esta no es la primera vez en la que Cano se ve envuelto en controversias relacionadas con su musical Malinche. En el pasado, el músico ya había sido acusado de blanquear la colonización con el proyecto, así como de ignorar el sufrimiento de los pueblos originarios de América Latina al ofrecer declaraciones como, “Menos mal que a México, Perú, Ecuador y El Salvador llegaron los españoles, porque si hubieran sido los ingleses, no hubieran dejado ni a uno vivo”.

No obstante, y a pesar de las polémicas, la obra ha recibido alrededor de 400 mil espectadores en Madrid desde su estreno en septiembre de 2022.

CONTENIDO RELACIONADO