Artistas que debes conocer: Joana Serrat

La artista redefinió su proceso creativo para su nuevo álbum Big Wave tras cambios turbulentos en su vida personal.

Por  PATRICIA GUERRERO

julio 10, 2024

Cortesía Joana Serrat

Joana Serrat es una cantante catalana cuyas canciones alternan entre el inglés y algo de catalán. Su primer disco, The Relief Sessions, fue autoeditado y lanzado en 2012, llevándola a ser reconocida como Artista Destacada en Nashville Noisetrade, pero no fue hasta dos años después cuando publicó su primer LP, Dear Great Canyon.

Entre su proyecto como solista, Serrat también forma parte del proyecto Riders Of The Canyon, grupo que estrenó su primer álbum homónimo el año pasado. “Soy un poco mística en eso de las grabaciones”, cuenta a ROLLING STONE en Español sobre su visión de la música, “yo creo que aquello que somos o vivimos en el momento se traspasa y queda plasmado en lo que estamos grabando como una pequeña fotografía ”. Este misticismo ha provocado que los instrumentos orgánicos abunden en su discografía.

A un mes del lanzamiento de su álbum más reciente, Joana Serrat platicó con ROLLING STONE en Español sobre Big Wave, material grabado en el estudio The Echo Lab de Texas durante dos semanas en abril de 2022. En ese mismo sitio trajo a la vida sus dos álbumes anteriores y esta vez lo hizo junto al legendario productor Matt Pence.

Desde el primer tema del disco ‘The Cord’, Serrat nos introduce de lleno en un disco con una textura sonora fuerte y profunda. La artista tenía claro que quería crear una atmósfera pesada y agresiva para el álbum, algo que consiguió por primera vez con ‘Feathers’. El mismo sonido refleja el estado incómodo por el que pasaba Serrat durante el proceso creativo y que quería retratar en Big Wave para el escucha. 

Cortesía Joana Serrat

Y es que Big Wave es un álbum fuertemente inspirado en una época que supuso diversos cambios trascendentes en la vida personal de Serrat, desde poner fin a una larga relación y comenzar otra hasta entrar en una nueva década de vida. Aunque las letras sean crudas e íntimas, confiesa que no le resulta difícil mostrarse vulnerable en su arte. “Cuando hago las canciones solo pienso en aquello que quiero transmitir. Es muy egocéntrico, pero solo pienso en mí”, dice con una risa, “no hay esa conciencia de que alguien va a escuchar las canciones”. Esta perspectiva le ha dado una libertad profunda a la hora de crear, algo que le resulta positivo para poder conectar con aquello que quiere transmitir. 

El proceso creativo de Big Wave funcionó para Serrat como un despertar de emociones que estaba sintiendo, pero que aún no se había permitido procesar. Por una parte, pensaba que su visión del mundo se había tornado irrelevante, se sentía perdida en el mar como se puede escuchar en el tema final del disco, ‘The Ocean’. Por otra, sentía inseguridad ante sus nuevas canciones y creía que no serían tan fuertes como las de su álbum anterior, Hardcore from the Heart. “Fue para mí casi traumático porque soy una persona que se mueve con mucha facilidad en el estudio y tuve un bloqueo importante que me costó muchísimo”, admite, “realmente ha sido una Big Wave porque me ha engullido como un tsunami que no esperas y te arrastra”. 

Para Serrat, el mar ha sido una referencia constante en sus letras desde que comenzó a escribir: “Me siento interpelada por el hecho de que el líquido es cambiante. Es sinónimo de vida y de cambio, el agua te da y te quita”, por lo que no resulta extraño que su lanzamiento más reciente sea atravesado por el mismo concepto. La artista recuerda con exactitud el momento de eureka que fue poner título al disco —algo que la había eludido durante su proceso creativo.

Al enfrentarse a la creación del disco, otra preocupación de Serrat era el legado que dejaría. Aunque con una risa confiesa no haber encontrado muchas respuestas para el tema, dice que esto la ha llevado a siempre ser muy exigente y dar lo mejor de sí. “Me preocupa el legado que dejo, me preocupan los discos que dejo. Creo que es aquello que más me representa de manera fidedigna”, expresa, “como seres humanos tenemos esa necesidad de trascender. Para los artistas, con nuestro trabajo y nuestras obras, es un intento desesperado de dejar constancia de que hemos tenido una experiencia y estos han sido nuestros aprendizajes en la vida”.

Ahora, tras haber lanzado Big Wave, la cantante siente gran orgullo de sí misma por lo “arriesgado” que es el material. “Estoy súper contenta de haber ido por ese camino en un momento en que todo el mundo está haciendo otras cosas”, dice, “ser coherente y honesta con aquello que yo necesitaba explorar artística y personalmente”. 

CONTENIDO RELACIONADO