Cortesía

32 años de ‘Technique’, el disco más despreocupado de New Order

“Fine Time”, “Round & Round” y “Vanishing Point”, fueron algunos de los éxitos de este disco adelantado a su época

Por: NICOLE WIDMER

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en email

Un verano hedonista y sin ataduras dio como resultado el quinto álbum de estudio de una de las bandas británicas más influyentes del rock durante la década de los ochenta. A finales de este primer mes del 2021, cumplirá 32 años unos de los álbumes imprescindibles para la carrera de la agrupación. Technique, es para muchos el mejor disco de New Order y se convirtió en un exitoso accidente que marcó el sonido y el rumbo que tomarían los integrantes en su segunda década como banda.

La agrupación fue formada en el año de 1980 por Bernard Sumner (vocalista y guitarrista), Peter Hook (bajista), Stephen Morris (baterista) y Gillian Gilbert (tecladista). Los tres primeros fueron miembros de Joy Division, pero tras la muerte de Ian Curtis, vocalista y líder de la banda, decidieron reagruparse con Gilbert en un nuevo proyecto musical que llevaría el nombre de New Order.

El álbum publicado en 1989, contiene nueve temas estilo disco-pop, con influencias del acid house y del rock. Su éxito, ejemplifica cómo lo que en realidad importa no es el proceso, sino el resultado, ya que a pesar de haber nacido en medio de un ambiente caótico y descontrolado, logró posicionarse como uno de los mejores discos para la escena rave de la época y representa un momento cumbre para la historia de la banda.

Gran parte de la influencia de este álbum, fue el ambiente y el ritmo balear de la isla española, cuna mundial de las mejores fiestas. Ibiza fue el lugar en donde el cuarteto de Manchester, produjo y compuso parcialmente los temas de Technique, los cuales se caracterizan por impulsar el deseo de bailar y disfrutar. <<Ir a Ibiza, hizo que Haçienda (un club nocturno que dirigían en Mánchester) tuviera sentido para mi. Me hizo querer bailar y eso es lo que trajimos con nosotros>> comentó Stephen Morris en la revista neoyorkina The FADER.

Estaban rodeados de una atmósfera desenfrenada y de un estilo de vida sumamente hedonista. <<Estábamos fuera toda la noche, llegábamos a casa al amanecer, nos quedábamos en cama todo el día, nos levantábamos a las cuatro, tomábamos el sol hasta el atardecer, comíamos algo, íbamos al estudio durante una hora más o menos, nos aburríamos y otra vez fuera>>, mencionó Peter Hook para el medio español Jenesaispop.  

La diversión, melancolía y euforia se fusionaron en las canciones del álbum.  siendo “Fine Time” el primer sencillo de Technique en ser publicado, seguido de “Round and Round“ y “Run”. Este último tema demuestra cómo la banda nunca abandonó su línea de tristeza, ya que a pesar de que no fuera un elemento sonoro en el disco, sus letras continuaron teniendo una carga nostálgica.

Escucha aquí Tecnique, el disco que marcó la cumbre en la trayectoria de New Order:

Love Will Tear Us Apart

Antes de la formación de New Order, Joy Division había conquistado Inglaterra y el mundo con sus discos Unknown Pleasures y Closer. El vocalista Ian Curtis, le daba vida a cada canción, letra y presentación, por lo que los reflectores solían estar sobre él. Sin embargo, Ian llevaba a la par del éxito de la banda, una vida depresiva y un fuerte vacío existencial. Esta ruptura que tenía en su interior se vio reflejada en el sencillo “Love Will Tear us Apart”, una canción sumamente brillante y desgarradora.

«No es una canción de amor usual, no es un himno triunfal vacío que pretenda romper el corazón o algo así; es auténtica, es real, se balancea de un lado a otro entre la fuerza absoluta y la introspección reflexiva, porque eso exactamente era lo que le estaba sucediendo a la persona que escribía la letra» reveló Bernard Sumner en la entrevista realizada por VICE.

The Joy Division a New Order: el triunfo después de la tragedia

La trágica muerte de Ian Curtis, fue el nacimiento de New Order…

New Order lanzó Tecnique después de nueve años como agrupación. La banda se formó tras la ruptura de Joy Division, debida al suicidio Ian Curtis, frontman y vocalista del cuarteto. El resto de sus integrantes: Bernard Sumner, Peter Hook y Stephen Morris, prometieron no continuar con las canciones y el nombre Joy Divison, para crear un nuevo sonido y una nueva banda.

Entre las dificultades que tuvieron al reformarse como agrupación, fue la de encontrar un nombre y decidir quién sería el nuevo vocalista. Buscaban un nombre neutro y fue así como dieron con The New Order, que posteriormente se convertiría en New Order. En cuanto a la decisión sobre quién sería la voz de la agrupación, intervino su manager, Rob Gretton.

Rob no quería romper el dinamismo y la relación que ya existía entre el bajo y la batería, por lo que impulsó a Bernard Sumner (ex-guitarrista de Joy Division) a cantar. Era dificil para Bernard el tocar y cantar, por lo que Rob sugirió que Gillian Gilbert se sumara a la banda en el teclado y la guitarra. Fue así como la tecladista se convirtió en el último elemento de este fenómeno musical.

Checa la historia completa en el pódcast Transmissions: The Definitive Story.

The Joy Division a New Order: el triunfo después de la tragedia

La trágica muerte de Ian Curtis, fue el nacimiento de New Order…

New Order lanzó Tecnique después de nueve años como agrupación. La banda se formó tras la ruptura de Joy Division, debida al suicidio Ian Curtis, frontman y vocalista del cuarteto. El resto de sus integrantes: Bernard Sumner, Peter Hook y Stephen Morris, prometieron no continuar con las canciones y el nombre Joy Divison, para crear un nuevo sonido y una nueva banda.

Entre las dificultades que tuvieron al reformarse como agrupación, fue la de encontrar un nombre y decidir quién sería el nuevo vocalista. Buscaban un nombre neutro y fue así como dieron con The New Order, que posteriormente se convertiría en New Order. En cuanto a la decisión sobre quién sería la voz de la agrupación, intervino su manager, Rob Gretton.

Rob no quería romper el dinamismo y la relación que ya existía entre el bajo y la batería, por lo que impulsó a Bernard Sumner (ex-guitarrista de Joy Division) a cantar. Era dificil para Bernard el tocar y cantar, por lo que Rob sugirió que Gillian Gilbert se sumara a la banda en el teclado y la guitarra. Fue así como la tecladista se convirtió en el último elemento de este fenómeno musical.

Checa la historia completa en el pódcast Transmissions: The Definitive Story.